martes, 6 de agosto de 2013

Hackeo de autos permite acelerar y frenar desde una PC


Foto: Shutterstock

Los investigadores de seguridad informática Charlie Miller y Christopher Valasek revelaron métodos que descubrieron para hackear las computadoras de automóviles y obtener control de la dirección, aceleración, frenos y otras funciones importantes.

Miller, ingeniero de seguridad en Twitter, y Valasek, director de inteligencia de Seguridad en IOActive, investigaron durante 10 meses hasta que lograron irrumpir en la red de sistemas informáticos integrados, llamados unidades de control electrónico (ECU, por sus siglas en inglés), utilizados en coches modernos.
Los investigadores conectaron una laptop al sistema de comunicación de la ECU y enviaron códigos maliciosos al sistema de dos automóviles, un Toyota Prius y una Ford Escape, ambos modelo 2010.
Mediante esto, descubrieron que podían desactivar los frenos mientras el vehículo estaba en marcha, mover el volante, ajustar la aceleración y hasta dañar el motor, soltar el cinturón de seguridad, mostrar información falsa para engañar al contador y medidor de combustible, encender y apagar las luces del vehículo, así como activar el claxon.
Los investigadores también encontraron una manera de hacer ataques persistentes al cambiar el firmware de la ECU para enviar las señales equivocadas, incluso cuando no se está conectado físicamente a las unidades de control.

De acuerdo con la agencia de noticias IDG News Service, se entregó a los fabricantes Ford y Toyota, un documento que explica cómo se realizó el hackeo al sistema de estos vehículos.
Toyota dijo que esto no era un truco y que los esfuerzos de la compañía en materia de seguridad se han centrado en la prevención de ataques a distancia o fuera el coche, no los relacionados con el sistema de control de acceso físico.

De acuerdo con los investigadores, no hay ninguna diferencia entre un acceso local o remoto, ya que acceder a la ECU abre la puerta a toda la red y permite dar cualquier comando.
Queremos que otros investigadores trabajen en esto, en otros coches o en los mismos autos”, dijo Miller. “Nos tomó 10 meses hacer este proyecto, pero si tuviéramos las herramientas que tenemos ahora, lo habríamos hecho en dos”.

Fuente: bsecure.com.mx