martes, 17 de septiembre de 2013

Defensa y AGESIC firman acuerdo para mejorar la seguridad informática




Jorge Menéndez consideró imprescindible dotar al Estado de las fortalezas necesarias para la prevención del “terrorismo, la guerra y la inestabilidad cibernética”.

Desde que a comienzos del presente siglo se difundió el término “Hacker” para identificar a un “pirata informático”, cuyas principales acciones eran realizar “ingresos” remotos no autorizadas por medio de internet a diferentes bases de datos, el concepto de seguridad cambio en forma radical.
Pero el hecho más reciente en el tiempo y que generó alerta en el ámbito internacional, ha sido la denuncia de Edward Snowden, el ex agente de la CIA, que puso en conocimiento de la opinión pública mundial la existencia un programa de “vigilancia electrónica” de la Agencia de Seguridad Nacional (NSA) de los Estados Unidos.

El programa tiene como objetivos a los ciudadanos que vivan fuera de Norteamérica, pero también a estadounidenses que hayan mantenido contactos con personas que no habitan en EE.UU.
Días pasados la revista brasileña Istoé informó que “existe una isla de espionaje en Ascensión, un territorio británico en el Océano Atlántico, desde donde se monitorearían las comunicaciones de Uruguay, Brasil, Argentina, Colombia y Venezuela, por parte de una red de espionaje estatal en la cual participan Estados Unidos, Inglaterra, Canadá, Nueva Zelanda y Australia”.
En virtud de que Uruguay parece no estar ajeno a tales sistemas de vigilancia, en los últimos días se conoció la firma de un acuerdo entre el Ministerio de Defensa y la Agencia para el Desarrollo del Gobierno de Gestión Electrónica y la Sociedad de la Información y del Conocimiento (AGESIC), para la coordinación interinstitucional y mejora la seguridad informática.
El proyecto se implementará a través del Centro Nacional de Respuesta de Seguridad Informática de Uruguay, y prevé el intercambio de conocimiento de ambas instituciones.
El servicio de seguridad informática apoyará en la implantación del centro y en la elaboración de su misión y visión.
Además, colaborará con la identificación de los sistemas críticos de defensa nacional, la capacitación de su personal y la difusión de las acciones que el centro realiza.

Prevención del terrorismo, la guerra y la inestabilidad cibernética

El subsecretario del Ministerio de Defensa, Jorge Menéndez, explicó que el mundo globalizado es “interdependiente”, y en él las áreas tradicionales de desempeño de la defensa nacional, a nivel terrestre, marítimo o aéreo “fueron excedidas, ya que existe un nuevo espacio que es el cibernético, que genera cuestiones positivas pero muchas vulnerabilidades que se pueden transformar en amenazas”.
Por lo cual, consideró imprescindible dotar al Estado de las fortalezas necesarias para la prevención del “terrorismo, la guerra y la inestabilidad cibernética”.

Fuente:  lr21.com.uy